Franco, ese gran economista

 

Mi aita tenía razón. Cuando oía el argumento de que, opinase uno lo que opinase sobre la dictadura, había que reconocer que gracias a Franco España vivía un gran desarrollo económico, solía puntualizar: “A pesar de Franco”.

Pervive aún la idea de que la economía española se desarrolló gracias al supuesto orden (la prevalencia de criminales, en mi juicio) necesario para disciplinar a los españoles. No sólo fue un sistema mucho más corrupto que el actual (como ocurre habitualmente en las dictaduras); fue además un desastre económico.

Leo en El País un artículo sobre ‘El ajuste económico de la transición‘ donde se publica este gráfico en el que se ve la evolución del PIB per cápita España durante el siglo XX. He escrito alguna que otra vez sobre esto, pero no recuerdo haber visto un gráfico que lo ilustrase.

El gráfico que me interesa es el de la izquierda, que mide la evolución histórica del PIB por habitante comparada con el de Europa Occidental.

Es la curva superior del gráfico, con la línea horizontal (abscisas) midiendo los años y la vertical (ordenadas) midiendo el PIB por cápita español como porcentaje del promedio en Europa Occidental. La curva inferior mide lo mismo en la relación entre la economía española y la de Estados Unidos.

El argumento de que la dictadura de Franco logró el desarrollo económico de España es falso. Según este gráfico y las cifras que yo encontré en su día, el PIB per cápita en España en el momento de su muerte tenía un diferencial similar al que tenía antes de provocar una guerra civil. Y a eso se llegó tras hundir al país en la miseria.

 

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.